bonÀrea Agrupa afianza de la mano de Jungheinrich su compromiso con la seguridad y la sostenibilidad

Jungheinrich suministra a bonÀrea, en calidad de socio intralogístico, una contrapesada eléctrica EFG 215 de última generación, equipada con tecnología de iones de litio made inhouse, y con los innovadores sistemas de asistencia Floor Spot, Floor Bow y Cámara con Inteligencia Artificial, que garantizan la seguridad de las personas, los equipos, las mercancías y las instalaciones.

bonÀrea Agrupa es una empresa catalana líder en el sector agroalimentario, que ha logrado una integración vertical de todas sus actividades ganaderas, industriales y comerciales para llegar al consumidor sin necesidad de intermediarios.

Esta filosofía empresarial se vertebra a partir de tres ejes: calidad, seguridad y sostenibilidad. Gestionar las explotaciones ganaderas con eficiencia, atender las necesidades de los clientes y garantizar la calidad y seguridad alimentarias pasa por contar con unos procesos certificados, pero también por apostar por las equipaciones más innovadoras y los profesionales más implicados. Aliarse con un partner como Jungheinrich es garantía de obtener las soluciones intralogísticas más seguras y equipadas con tecnologías de propulsión que reduzcan la huella de carbono.

Albert Rourera, Ingeniero técnico en planificación logística de bonÀrea Agrupa: “Las personas son nuestro activo más valioso. Es por eso que contar con Jungheinrich nos asegura contar con soluciones de seguridad que nos proporcionen niveles óptimos de protección. Para proteger a nuestros empleados de colisiones con carretillas elevadoras u otros accidentes en el almacén, es necesario contar con un equipo que lleve incorporadas soluciones de seguridad y sistemas de asistencia que reconozcan y eviten peligros potenciales”.

La mejor ayudante en el almacén: la EFG 215 con batería de iones de litio y equipada con Floor Spot, Floor Bow y Cámara con IA

La ágil y versátil contrapesada eléctrica EFG 215 de Jungheinrich, equipada con batería de iones de litio, es la ayudante ideal. Gracias a la tecnología Li-Ion, esta carretilla eléctrica alcanza el máximo rendimiento con hasta un 20% menos de consumo energético, evitando al mismo tiempo salas de carga, emisiones de hidrógeno y mantenimiento.

Adicionalmente, los sistemas de asistencia evitan accidentes en el almacén y protegen a los empleados, a las cargas y a las instalaciones. El sistema Floor Spot delantero proyecta un punto rojo o azul en el suelo a cinco metros de distancia de la carretilla, de forma que los operarios son advertidos visualmente de la llegada de otras carretillas. El Floor Bow, por otro lado, proyecta un semicírculo alrededor del contorno de la carretilla, que avisa del perímetro de peligro, marcando los límites de acercamiento. 

Por último, la Cámara con Inteligencia Artificial es, en palabras de José Javier Torres, Product Sales Manager de Jungheinrich, “una cámara inteligente capaz de distinguir a las personas de los obstáculos, en tiempo real y mediante avisos visuales y acústicos, posibilitando advertir a los operarios en caso de peligro e, incluso, reducir la velocidad de la carretilla”.

“La estrecha colaboración junto a Jungheinrich está conformando un sistema cada vez más seguro que cuenta con una protección ideal para todas las personas que conviven en este espacio, llamado bonÀrea Agrupa”, proclama Albert Rourera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *