La inversión en el sector logístico se reactivará a lo largo del 2024

Proequity, consultora de referencia en operaciones inmologísticas, prevé una reactivación gracias al control de la inflación y la paralización de la subida de los tipos de interés.

Madrid, 5 de febrero de 2024. La inversión en logística ha adquirido una importancia creciente en los últimos años, impulsada por transformaciones en la economía global y la llegada de tecnologías innovadoras. Por esta razón, el sector se posiciona como uno de los mercados más atractivos en la actualidad para inversores, family offices y otros interesados en la adquisición de activos.

De cara a este año 2024, Proequity, consultora líder en operaciones inmologísticas, señala hacia una reactivación de la actividad, gracias al control de la inflación y el mantenimiento los intereses. En este sentido, el Banco Central Europeo (BCE), en su última reunión del 25 de enero, ha decido mantener el nivel de tipos en el 4,5%, y no volver a aumentarlos. La entidad bancaria no descarta bajar el coste del dinero durante el año 2024, si la inflación se sitúa próxima al 2%.

Tras superar un 2023 en el que, aunque las cifras de inversión sobrepasaron los 1.000 millones de euros, se quedaron lejos de los datos récord registrados en 2022, de cara a este año si se espera un aumento de la actividad dado que los inversores apuestan por un descenso del nivel de tipos.

Principales inversores en suelo logístico

Teniendo en cuenta el interés en la compra de suelo logístico que se ha experimentado en los últimos años en España, Proequity prevé que habrá un aumento por parte de inversores extranjeros y empresas, especialmente en municipios de la zona centro y Levante, donde se anticipa la generación de nuevos desarrollos logísticos para atraer inversión y fomentar la creación de empleo.

Además, se espera que los inversores continúen enfocándose en sectores clave como data centers, lifescience, education y agribusiness, impulsados por grandes macrotendencias.

Apuesta por la sostenibilidad

En línea con las últimas tendencias, se vislumbra claramente que los inversores continuarán apostando de manera creciente por la sostenibilidad en el desarrollo y adquisición de proyectos.

La creciente conciencia ambiental y social ha llevado a una transformación en la mentalidad de los inversionistas, quienes reconocen la importancia de integrar prácticas sostenibles en sus carteras. La búsqueda de oportunidades que generen no solo retornos financieros sólidos, sino también un impacto positivo en el medio ambiente y la sociedad, se ha convertido en una prioridad estratégica.

Este enfoque no solo responde a demandas éticas, sino que también se alinea con la creciente tendencia global hacia la sostenibilidad como motor de crecimiento económico a largo plazo.“Creemos firmemente que esta reactivación se verá respaldada por dos factores cruciales: el control de la inflación y el previsible descenso de los tipos de interés. Estos elementos son fundamentales para generar un entorno propicio que fomente la confianza y la estabilidad en el mercado de inversiones.” expone Javier Molino, socio de Proequity. “Pensamos que a partir del segundo trimestre veremos un incremento moderado de la actividad en lo que respecta la inversión en suelo logístico”, añade.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *